El Pan del Creyente

El Pan del Creyente

Tal como uno necesita comida física para tener fuerza física, uno necesita comida espiritual para tener fuerza espiritual. Debemos estar bien alimentados y estar así fortalecidos para las tareas que témenos por delante.

Usted no va a tener éxito en ganar muchas batallas espirituales si se está hambriento espiritualmente – y la comida del creyente es la Palabra de Dios.

Una fuente de sustento más importante que el alimento, que puede satisfacer nuestras necesidades espirituales de manera que nos beneficie por la eternidad mucho más que el alivio temporal al hambre físico.

Alimentar a la persona espiritual interior es más importante que alimentar al cuerpo físico. Debemos alimentarnos del pan de Dios – de la palabra de Dios.

Bosquejo
Compartir

Mensajes Recientes

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *